Los científicos han propuesto una nueva definición para “obesidad metabólicamente saludable” a fin de identificar a las personas que no tienen un mayor riesgo de muerte por enfermedad cardiovascular y mortalidad total. Se realizó una evaluación de factores de riesgo antropométricos y metabólicos, así como datos de mortalidad de dos cohortes que arrojaron ciertas conclusiones para categorizar a los participantes con obesidad como metabólicamente sana o malsana; basados en los siguientes parámetros: presión arterial sistólica <130 milímetros de mercurio y no uso de tratamiento antihipertensivo; relación cintura-cadera <0.95 en mujeres y <1.03 en hombres; además no tener antecedentes de diabetes tipo 2. Según esta nueva definición, el 42% de los participantes en la tercera Encuesta Nacional del Examen de Salud y Nutrición de EE. UU. y el 19% de los participantes en el estudio del Biobanco del Reino Unido tenían una obesidad metabólicamente saludable y por tanto, no estaban expuestos a un mayor riesgo de mortalidad por enfermedad cardiovascular y mortalidad general en comparación con individuos con un peso normal.

Palabras claves: obesidad, enfermedad cardiovascular, mortalidad, diabetes mellitus tipo 2, metabolismo,

Link https://www.medscape.com/viewarticle/950719