La rinitis es una patología caracterizada por la inflamación de las fosas nasales, cuyo curso puede ser agudo o crónico. Sus síntomas suelen ser obstrucción nasal bilateral y rinorrea, aunque puede asociar otros dependiendo de la etiología. En cuanto a la rinitis crónica, es aquella cuya duración es mayor de 12 semanas al año, y se puede clasificar en alérgica, no alérgica o mixta. En la sospecha de rinitis es fundamental realizar un interrogatorio completo para definir el diagnóstico, el cual es fundamentalmente clínico, combinando la anamnesis con los hallazgos en la exploración física. Esta última debe incluir una endoscopia nasal, para poder descartar una patología nasosinusal. Al tratarse de un diagnóstico clínico, no son necesarias pruebas complementarias, si bien algunas pueden ayudarnos en determinados casos.

Para ver el artículo original dar clic en el siguiente enlace:

https://www.medicineonline.es/es-protocolo-diagnostico-rinitis-articulo-S0304541219303038