La pandemia de COVID-19 pone de manifiesto la necesidad urgente de fortalecer el personal de salud a nivel mundial. «Los profesionales de enfermería son la columna vertebral de cualquier sistema de salud, dijo el Dr. Tedros Adhanom, Director General de la OMS. En un informe, elaborado por dicha organización se revela que el personal de enfermería tiene un déficit mundial de 5,9 millones de profesionales. Se estima que los países que experimentan carencias deben aumentar el número total de graduados en enfermería a razón de un 8% anual de promedio, y mejorar sus opciones de obtener empleo y retenerlo en el sistema de salud. Todo ello tendría un costo de unos 10 dólares per cápita al año. Para dotar al mundo del personal de enfermería que necesita, la OMS y sus asociados recomiendan a todos los países: – Incrementar la financiación para formar y emplear más profesionales de la enfermería, Ofrecer a los futuros profesionales formación teórica y práctica en las competencias científicas, tecnológicas y sociológicas que necesitan para avanzar en la atención primaria de salud; Velar porque el personal de enfermería de los equipos de atención primaria pueda llegar a desplegar todo su potencial, por ejemplo en la prevención y atención clínica de las enfermedades no transmisibles; además de Mejorar las condiciones de trabajo, en particular mediante niveles seguros de dotación de personal, sueldos justos, y el respeto del derecho a la seguridad y salud en el puesto de trabajo. Estas y otra recomendaciones se consideran esenciales para alcanzar la cobertura sanitaria universal y los Objetivos de Desarrollo Sostenible.

Palabras clave: OMS, enfermería, recomendaciones, déficit mundial

Fuente: https://www.who.int/es/news-room/detail/07-04-2020-who-and-partners-call-for-urgent-investment-in-nurses