La Agencia Internacional para la Investigación del Cáncer (IARC) asoció con el consumo de alcohol unos 741.000 casos nuevos de cáncer registrados en el mundo en 2020, lo que significa que al menos uno de cada 25 nuevos cuadros de la enfermedad.

Los resultados del más reciente estudio de ese centro de la Organización Mundial de la Salud indican que los patrones de consumo excesivo y de riesgo -es decir, más de dos bebidas alcohólicas por día-, representaron la mayor parte de los casos de cáncer atribuidos a esa ingesta, con un 86% del total.

Sin embargo, incluso el consumo considerado de ligero a moderado (hasta dos bebidas alcohólicas por día) causaron uno de cada siete casos y representaron más de 100.000 nuevos casos de cáncer en el mundo.

La Agencia define el consumo de alcohol como la ingesta de todas las bebidas que contienen etanol y divide los resultados del estudio en tres categorías: consumo moderado (0,1 a 20 g por día, equivalentes a hasta dos bebidas alcohólicas), consumo de riesgo (20 a 60 g por día, que equivale de dos a seis bebidas diarias, y consumo excesivo (más de 60 g por día, es decir, más de seis bebidas alcohólicas).

La autora principal de la investigación publicada este miércoles en la revista médica The Lancet Oncology dijo que las proyecciones dan una idea de la magnitud del cáncer atribuible al consumo de alcohol según el sexo, el sitio del cáncer y el país o región del planeta.

Para ver el artículo completo dar clic en el siguiente enlace:

https://news.un.org/es/story/2021/07/1494332