Antecedentes: 

El diagnóstico de sarcoidosis no está estandarizado, sino que se basa en tres criterios principales: una presentación clínica compatible, encontrar inflamación granulomatosa no necrotizante en una o más muestras de tejido y la exclusión de causas alternativas de enfermedad granulomatosa. No hay medidas universalmente aceptadas para determinar si se ha satisfecho cada criterio de diagnóstico; por lo tanto, el diagnóstico de sarcoidosis nunca es completamente seguro.

Métodos:

Se realizaron revisiones sistemáticas y, cuando fue apropiado, metanálisis para resumir la mejor evidencia disponible. La evidencia se evaluó utilizando el enfoque de calificación de recomendaciones, evaluación, desarrollo y evaluación y luego fue discutida por un panel multidisciplinario. Las recomendaciones a favor o en contra de varias pruebas de diagnóstico se formularon y clasificaron después de que el panel de expertos sopesó las consecuencias deseables e indeseables, la certeza de las estimaciones, la viabilidad y la aceptabilidad.

Resultados: 

Se resumieron la presentación clínica, la histopatología y la exclusión de diagnósticos alternativos. Sobre la base de la evidencia disponible, el comité de expertos hizo 1 recomendación sólida para la prueba de calcio en suero de referencia, 13 recomendaciones condicionales y 1 declaración de mejores prácticas. Toda la evidencia fue de muy baja calidad.

Conclusiones: 

El panel utilizó revisiones sistemáticas de la evidencia para informar recomendaciones clínicas a favor o en contra de varias pruebas de diagnóstico en pacientes con sospecha o sarcoidosis conocida. La evidencia y las recomendaciones deben revisarse a medida que haya nueva evidencia disponible.

Para ver el artículo completo dar clic en el siguiente enlace:

https://www.ncbi.nlm.nih.gov/pmc/articles/PMC7159433/